Algunos objetivos que los CIO se pueden plantear para 2019

mtp
Por mtp

Muchas empresas están inmersas en su transformación digital, cuya complejidad depende del punto de partida o del salto evolutivo que pretendan realizar. Tener una correcta planificación de este proceso sirve de gran ayuda, así como su adecuada adaptación a la coyuntura económica general y a la situación de la empresa, en particular. Pero sobre todo, interesa que el viaje se realice de forma segura y con calidad, para que no se vea afectado el negocio propio y el posicionamiento en el mercado.

Sobre los CIO (Chief Information Officer) de las empresas recae gran parte de la responsabilidad de la buena marcha del cambio hacia la cultura digital, y por ello deben enfocar sus planes de desarrollo a la consecución del objetivo final. La consultora Gartner elabora una propuesta con diez medidas que los CIO pueden aplicar para enfocar su desempeño, aunque su recomendación es que se elijan tres o cuatro objetivos individuales tras un periodo de reflexión e introspección personal.

1.- Fortalecer la visión periférica. No centrarse en una visión de ‘túnel’ con objetivos digitales definidos, sino estar abiertos a posibles novedades y tecnologías que están fuera de la proyección inicial. La concreción de esta propuesta es asistir a un evento relacionado con tecnología no tradicional.

2.- Cambiar del ‘cómo’ al ‘por qué’. Durante el proceso de desarrollo de iniciativas digitales han podido cambiar mercados y contextos empresariales, por lo que es recomendable revisar la motivación inicial y reenfocar el proyecto, si es el caso, hacia claros objetivos comerciales.

3.- Ocupar espacios digitales en blanco.Se trata de detectar áreas de tecnología en las que empresas de la competencia no hayan avanzado y aprovechar el momento para ocupar esos huecos, con la formación y puesta en marcha de un equipo especializado que demuestre la capacidad de la empresa.

4.- Romper con la cultura del presupuesto de TI. Se propone dejar de hablar del presupuesto de TI como un coste y englobar sus cifras entre  las pérdidas y ganancias comerciales, midiendo su contribución.

5.- Aplicar la neurociencia para el liderazgo. Explicar adecuadamente el porqué de cada acción puede servir de ayuda a la hora de conseguir un cambio cultural en la empresa. Se propone una formación específica en neurociencia, para ejecutivos y trabajadores, que servirá para mejorar el compromiso y la fortaleza mental del equipo.

6.- Desintoxicación digital. En un contexto de nuevas tecnologías y conectividad, puede ‘chocar’ esta recomendación de desintoxicación digital. La propuesta es solo por un periodo corto de 2 a 5 días en el que no se usarían ni ‘smartphones’ ni tabletas, así como ordenadores. Sería una vuelta a una agenda física y a fuentes de información clásicas, como libros y periódicos. El objetivo sería, una vez concluido esta mini-fase de desintoxicación y descanso, disminuir la dependencia de notificaciones automáticas del móvil o reducir su presencia en reuniones u otras actividades.

7.- Reducir sesgos empresariales. Revisar la política de recursos humanos para detectar posibles sesgos inconscientes a la hora de la contratación o promoción, o brechas diferenciales en condiciones laborales o niveles salariales.

8.- Utilizar el lenguaje como herramienta de liderazgo.Se propone hacer un uso del lenguaje para aumentar el poder y liderazgo de TI. Por ejemplo, hablando el ‘idioma de la C-Suite’ (expresión relativa a los más altos ejecutivos de una compañía), en términos del balance general.

9.- Sentido de orgullo y fuerza. Los CIO deben avanzar hacia una cultura de positividad y orgullo, sin perder la visión realista de los obstáculos que se pueden presentar en cada proyecto. Se propone crear una ‘historia visual’ de los éxitos y evolución del departamento de TI.

10.- Experimentar directamente con tecnologías emergentes. El CIO puede verse absorbido, en ocasiones, por labores burocráticas. Es importante no descuidarlas, pero también mantener abierta esa ventana al conocimiento, comprensión y experimentación de novedades tecnológicas.

En estos diez puntos se resumen las propuestas de los expertos de Gartner. Como CIO, ¿coincides con alguno de estos objetivos?

Desde MTP, aportamos nuestro ‘granito’ de arena en forma de propuesta de objetivo que nunca debería faltar en una lista. Se trataría de no perder nunca de vista la ‘calidad’, ya que de ella dependerá el futuro de nuestro negocio. La transformación digital debe realizarse con la máxima seguridad, analizando todos los elementos para prevenir y evitar posibles efectos negativos en el entorno, métodos, satisfacción de los clientes, seguridad de la información…

En definitiva, es la base de nuestro negocio presente y futuro.