La percepción del QA y el ‘testing’ de las diferentes generaciones digitales

La percepción del QA y el ‘testing’ de las diferentes generaciones digitales

mtp
Por mtp

¿Influye la generación a la que se pertenece en la forma de ver la calidad de las aplicaciones? Esta pregunta lleva rondando mi cabeza algún tiempo, tras encontrarme diferentes comportamientos en los responsables de Aseguramiento de la Calidad de Software (QA) de las empresas clientes, así como en los analistas y testers de los equipos de pruebas. En MTP trabajamos en diferentes áreas de lo que denominamos DBA (Digital Business Assurance), y además de los trabajos en materia de QA, desarrollamos proyectos y asesoramos en Ciberseguridad, Experiencia de Usuario (UX) y DevOps & Agile. Nuestra empresa cuenta con una dilatada trayectoria y experiencia, y con un equipo diverso en el que se reúnen y complementan personas de varias de las generaciones de las que vamos a hablar a continuación.

La idea de la clasificación de grupos de personas por ‘generaciones’, dependiendo de su año de nacimiento, se ha visto muy fortalecida en los últimos tiempos debido al auge de la tecnología, la interacción con las redes sociales y la necesidad de las empresas de establecer una estrategia de marketing y ventas enfocada a la mentalidad y el comportamiento del público objetivo (target).

Personalmente no considero una buena idea realizar generalizaciones ni crear estereotipos, pero si es cierto que, despojándonos de la capacidad de discriminar de forma simple, la agrupación en generaciones aglutina de forma mayoritaria ciertos rasgos y características presentes en sus individuos que ayudan de una forma sencilla a entender ciertos aspectos del comportamiento de las personas en diferentes ámbitos.

Veamos de forma resumida cuáles son las generaciones de la era digital, su percepción de la calidad de software y sus capacidades principales sobre los aspectos del testing, bajo un punto de vista subjetivo y teniendo en cuenta que no hay un rango universal siquiera en las fechas de inicio y fin de cada generación, y mucho menos en las características concretas de cada una de ellas.

GENERACIÓN ‘SILENCIOSA

Comprendida por aquellas personas nacidas entre 1923 y 1945, aproximadamente.  Son nuestros abuelos, y padres en algunos casos.

Aunque hay excepciones, la tecnología y la generalización de la informática les sorprendió ya mayores.  Algunos poseen teléfono móvil, pero siguen haciendo uso del teléfono fijo, casi de forma nostálgica.  La utilización de la tecnología, las aplicaciones y apps sobre smartphones son un reto en muchos casos.

Su percepción de la calidad del software está bastante difuminada, ya que en muchos casos les surge la duda de si los errores de funcionamiento son realmente errores o una operación incorrecta por su parte.  Para esta generación es fundamental maximizar todos los aspectos de UX de las aplicaciones: la accesibilidad y usabilidad juegan un papel crucial para no crear una barrera de exclusión de la tecnología a esta generación.

GENERACIÓN ‘BABY BOOMERS’

Atribuida a los nacidos aproximadamente entre 1946 y 1964, y denominada de esta forma por el repunte de las tasas de natalidad en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial.  Actualmente son personas entre 55 y 73 años.

Esta generación conforma la gran mayoría de los dirigentes políticos, altos cargos de las empresas, académicos y reputados especialistas en diferentes materias.  También copan, aunque los más longevos de la generación ya están en edades de jubilación, la mayor parte de la experiencia de las empresas.

Un rasgo común atribuido a esta generación es su tendencia al orden, a estructurar bien y analizar de forma reflexiva las opciones posibles para encontrar la mejor solución en detrimento de la rapidez de la misma.

De forma mayoritaria consideran la calidad software necesaria, aunque la visualizan integrada en el ciclo de vida del desarrollo software como un medio para conseguir el todo y con la misma o menor importancia que otros aspectos.

Para estas personas (a nivel decisores) es fundamental el conocimiento, expertise, experiencia y calidad de las personas o servicios que realicen las actividades de aseguramiento de la calidad para sus aplicaciones o sistemas bajo su responsabilidad.

Pocos integrantes de esta generación iniciaron sus carreras laborales en el ámbito del Aseguramiento de la Calidad, y aunque actualmente son muchos los que se dedican de una u otra forma al SQA y el testing de aplicaciones, en sus currículos desbordan multitud de experiencias en desarrollo y sistemas de distinta evolución.

Evidentemente también hay pioneros (que nos lo digan a los de MTP) que han establecido las bases de las principales metodologías de desarrollo (Modelos en Cascada o Secuencial, Iterativo -Incremental, por Prototipos o Agile por ejemplo) aplicadas al testing.

A nivel de competencia profesional, nos encontramos con perfiles muy experimentados, analistas QA o consultores con gran conocimiento en contextos complejos, mapas de procesos y ecosistemas con diferentes tecnologías y bases de datos conviviendo.

GENERACIÓN X

Comprendida por aquellos que nacieron entre los años 1965 y 1979, se la denomina también inmigrantes digitales.  Actualmente son los que dinamizan el mundo a nivel laboral y económico.

Está generación es clave en la evolución digital y se sitúa en el centro de todos los estudios relacionados ya que contiene aspectos de su predecesora y también de su venidera por su infancia analógica.

Durante los años comprendidos en esta generación, se produjeron hechos completamente fundamentales como el nacimiento de Internet.

Un rasgo llamativo de las personas que forman esta generación es la capacidad de emprender, de ser competitivos y tener una buena formación.

Los decisores de las empresas en lo referente a QA de esta generación ya han conocido diferentes modelos de prestación e integración de las actividades de aseguramiento de calidad en el ciclo de vida software.  Durante todos estos años han convivido o se han sucedido diferentes tipologías de colaboración como las asistencias técnicas, los proyectos cerrados, las factorías de testing y los servicios gestionados sujetos a diferentes ANSs (acuerdos de nivel de servicio).

Esperan la combinación perfecta y el equilibrio entre calidad, costes y time to market. El nivel de exigencia es alto y en muchos casos existe un conocimiento en QA profundo.

Los profesionales de QA de esta generación abarcan diferentes perfiles y categorías, independientemente de estar más o menos próximos por edad al inicio o fin del rango.

Nos encontramos principalmente con Consultores y Analistas experimentados, con una muy buena base académica a la que han dado continuidad con formaciones en diferentes materias, herramientas y metodologías. También con Testers con gran capacidad productiva y posibilidad de acaparar un amplio abanico de actividades:  automatización, pruebas de rendimiento, exploratorias, integración, análisis de la calidad del código, seguridad etc.

Acostumbrados a dotarse de medios para realizar su labor, son conocedores de multitud de suites y herramientas comerciales y open source.

GENERACIÓN Y

La denominada también como Generación Millennial la forman aquellas personas nacidas entre el año 1980 y el 2000.

Nacieron con internet, con el auge de los videojuegos y el crecimiento de los dispositivos móviles. Se autodefinen por su continuidad con la evolución digital de forma innata, como parte fundamental en la transformación digital actual.

Muy cualificados, su formación ha sido muy accesible. Propulsores de forma casi inconsciente con la reducción sistemática de los papeles y los documentos impresos, suelen tener gran facilidad para lidiar con sistemas web y aplicaciones responsive.

Esta destreza innata para el uso de aplicaciones informáticas, apps y páginas web les permite detectar casi de forma inmediata la calidad de los productos software.  Por ello, muchos integrantes de esta generación han encontrado profesionalmente la capacidad del Aseguramiento de la Calidad del Software. Son testers de nacimiento.

Al igual que en su momento ocurrió con la Generación X y su afán por cursar algún máster como complemento a su formación universitaria, los millennials han dado una importancia máxima a formaciones más cortas, más prácticas y con un ámbito más concreto o definido.  Las certificaciones como ISTQB, DASA y otras, han permitido dar continuidad a la cualificación y profesionalización de los ingenieros y testers.

GENERACIÓN Z

La componen las personas nacidas después del año 2000. Es decir, actualmente la comprenden todos los menores de edad y aquellos que ya han estrenado o inician la mayoría.

Su vida gira completamente alrededor de los dispositivos electrónicos y smartphones.

Un estudio reciente, indica que los niños y adolescentes entre 10 y 16 años están conectados entre 20 y 30 horas a la semana a internet, gran parte de ellas a las redes sociales.

Evidentemente no tenemos histórico para hablar de las habilidades del testing y el QA de esta generación… Pero, ¡cuidado!, que estamos a las puertas de la aplicación cotidiana de la robótica y la inteligencia artificial, y eso … habrá que probarlo antes.

 

Marcos Manchado

Director de Servicios de Aseguramiento de la Calidad de MTP

Historia de MTPMTP asistirá a UCAAT