Las pruebas de rendimiento, una forma de asegurar la resistencia de aplicaciones y plataformas de comercio online en momentos de máxima demanda

28 julio, 2022

Testing de Software

¿Tienes una plataforma de comercio online? ¿Sabes si esa aplicación o plataforma resistiría un momento de máxima demanda de uso, como por ejemplo, en el ‘Black Friday’? La respuesta está en las pruebas de rendimiento. MTP realiza estas pruebas y asegura el buen funcionamiento de las plataformas en esas condiciones extremas.




    Para tener éxito, una aplicación o plataforma de comercio online debe tener, entre otras virtudes y las propias bondades de los productos y servicios que se ofrecen, una buena usabilidad y estabilidad de funcionamiento, para que la experiencia de compra sea sencilla, ágil y satisfactoria. Podemos tener una plataforma que, a priori, cumpla estos requisitos, pero, ¿estamos seguros de que resistiría una situación de máximo estrés, o las demandas intensivas que se pueden producir en momentos puntuales como el Black Friday, Cyber Monday, Día del Soltero en China o las propias temporadas de rebajas?

    MTP, empresa de aseguramiento de negocios digitales especializada en calidad de software (QA), ciberseguridad, experiencia de usuario (UX) y DevOps, ofrece entre sus servicios las pruebas de rendimiento. Estas pruebas tienen la finalidad de optimizar el software desde el punto de vista de la eficacia de las aplicaciones, especialmente, para evitar problemas derivados del rendimiento en momentos de máximo estrés aumentando su disponibilidad.

    Desarrollo de las pruebas de rendimiento

    La estrategia, aparte de la monitorización del rendimiento, se apoya en todas aquellas pruebas que permitan simular el funcionamiento de los usuarios en todo tipo de escenarios, así como la configuración de la escalabilidad de los servicios para dar una cumplida respuesta en cada uno de ellos. Se trata, sobre todo, de asegurar el dimensionado para un requerimiento masivo de uso.

    Las pruebas de rendimiento que realiza MTP se desarrollan con foco en diferentes aspectos, que contemplan la capacidad del sistema para asumir carga y los tiempos de respuesta en esas situaciones, buscar los límites de funcionamiento del sistema y pruebas de estrés con simulación de situaciones que sobrepasen su capacidad, analizar la estabilidad y garantizar el correcto uso de los recursos por parte de la aplicación.

    También se realizan pruebas de picos, para ver el funcionamiento ante cambios bruscos en la carga de trabajo; pruebas de aislamiento, para comprobar en caso de arquitecturas complejas el correcto de cada uno de los elementos que las componen; y pruebas de regresión.

    Si quieres optimizar y asegurar el funcionamiento de tu e-commerce, contacta con MTP y solicita pruebas de rendimiento.

    Ver más historias